SUPERPODER DEL MORSE

            Esta pulsera superpoderosa tiene una historia detrás :)

                                Morse, Nokia, mi yayo, gracias

Ya tenía ganas de escribir esta historia :)

Todo comienza hace aproximadamente 15 años (que se dice pronto), pero antes un poquito de historia para entrar en calor.

Mi yayo Santiago fue Guardia Civil y el 1º de su promoción con el Código Morse (él era de transmisiones). Recuerdo desde siempre sus historias sobre ello y me contaba que le decían que cuando transmitía él, todos le entendían. Le encantaba aprender, leer, estudiar, curiosear… de hecho, no he conocido a nadie que disfrutara tanto con el conocimiento, todo tipo de conocimiento (lógicamente “adicto” a Saber y Ganar). Desde pequeña, me enseñaba fotos de animales, de cuadros, de esculturas, de naturaleza (vendía enciclopedias de Salvat, cuando no había wikipedia ;)), y yo disfrutaba muchísimo. Gracias a él sé lo que es una musaraña (y lo que es mejor, lo sabía con menos de 10 años). Huelga decir que también me enseñó (o intentó enseñarme) morse desde siempre, y tengo ni sé cuántas páginas con el código bien explicadito.

Creía en la unión de los seres humanos como uno solo, sin diferencias y como hermanos. No hablaba mucho… hasta que se soltaba. De hecho, sentados en el sofá,  sabía que iba a empezar a hablarme porque hacía unos movimientos con la pierna como para coger impulso. Era de una época en la que los hombres no expresaban sus emociones (quizás de ahí viene la úlcera y demás cosas que vivió), pero pese a no decir, decía. Decía cuando se le iluminaba la cara al verme, cuando jugaba conmigo a las cartas y me dejaba hacerle trampas, cuando simplemente se quedaba inmóvil en el sofá para no despertarme. Decía cuando me veía a lo lejos y aceleraba el paso, y cuando se ponía algo después de decirle que me gustaba cómo le quedaba.

En uno de esos días que estaba con él, de repente me llegó un mensaje (no había whatsapp) a mi móvil Nokia. No sé si recordaréis el tono tan característico de Nokia (pipipi piiipiii pipipi). En ese momento veo a mi yayo girarse hacia mí y decirme: “¡Eso es morse! ¡Acaban de decir SMS en morse!” Se me quedó cara de póker.

Ese fue el día, hace unos 15 años, en el que los conocimientos de mi yayo sobre el código morse tuvieron sentido para mí (… antes sólo lo veía como algo curioso). Así que amigos, en Nokia, sabían morse.

Son estas cosas, que a simple vista no tienen importancia, pero que yo lo atesoré como un “secreto” que, en mi cabeza, sólo conocíamos mi yayo, Nokia y yo … De hecho, cada vez que lo he contado (no creas que a muchas personas) he reafirmado esa teoría ;). Así que, hoy lo comparto con todo aquel que quiera leerlo.

Es por el agradecimiento que siento, y en honor a mi yayo (gracias yayo) y a esta experiencia, que he querido poner mi granito de arena para que el morse vuelva a despertarnos curiosidad. Por eso he diseñado una pulsera superpoderosa de Gratitud en código morse. Es una edición limitada, hermana de la que ya lleva tiempo con nosotros y que enviamos junto al proceso de gratitud de 21 días (pestaña anterior ;)).

                                        

                                                   ¿A que es SUPER CHULA? :)

¿Quieres esta pulsera superpoderosa de edición limitada? Son sólo 5€ + 2€ de gastos de envío (si quieres más de 1 pulsera, los gastos de envío seguirán siendo 2€ :))

Si vives fuera de España, los gastos de envío serán 5€/envío 

Manda un email a mmd@laplumairisada.es con LO QUE QUIERES y tus datos para el envío (nombre y apellidos, dirección completa, teléfono de contacto) y te enviaremos el total y los datos para hacer el ingreso/transferencia. 

Escribe también si tienes cualquier duda.

Los envíos se realizarán los miércoles, el límite de recepción de encargos son los martes a las 19:00hs. Cualquier pedido que entre después de esa hora, quedará para envío la siguiente semana :). 

                                         Todos tenemos SUPERPODERES ocultos...                                                                             sólo necesitamos SABERLO para que empiecen a asomar ;)